El término Economía Circular nos lleva a pensar de inmediato  en el cuidado del medio ambiente y en el reciclaje, y ese pensamiento es correcto. Pero algo que debe quedar bien establecido, es que no es simplemente una alternativa, para España la Economía Circular es una necesidad. 
Los aspectos que hacen tan necesaria la aplicación de este concepto ha llevado a que la Comunidad Europea y España, hayan decretado acuerdos y reglamentaciones, trazando metas definidas para acercarnos a ese modelo. Analicemos tres ámbitos que necesitan urgentemente de la Economía Circular.

Las Aguas Subterráneas de España

Las aguas subterráneas de España, o acuíferos,  son un recurso fundamental. Protegidos por la Directiva Marco Agua (DMA), estos acuíferos se encuentran contaminados por nitratos, y sufren sobreexplotación. La Comisión Europea ha advertido recientemente a España, que si no pone coto a la situación, será sancionada.

La contaminación de los acuíferos con desechos del campo agrario, y la pobre renovación hídrica causada por el cambio climático globalson consecuencias directas del modelo lineal, donde se arrojan desechos al ambiente. El diseño del proceso no contempla el mínimo consumo y la recirculación de los subproductos

España necesita trabajar en disminuir la emisión de aguas contaminadas y de gases con efecto invernadero. Se espera que rediseñando los procesos, tratando los efluentes y  acudiendo a fuentes energéticas ecológicas, los acuíferos españoles puedan recuperarse.

 

La fauna de España

El reino animal ha sido también afectado por el modelo lineal de tomar, producir y desechar.

Particularmente dos factores están amenazando a la fauna:

  1.  El cambio climático
  2. Los desechos plásticos.
Los animales tienen sistemas internos de regulación de temperatura, o viven en hábitats que les permiten mantener su temperatura interna bajo control. El aumento del calentamiento ha traído un descontrol en la vida de la fauna europea.

  • Los hábitos migratorios de las cigüeñas españolas cambiaron: la baja estacional  de temperatura era un factor que motivaba la migración hacia África.
  • En la Península Ibérica, con inviernos cada vez más templados, las cigüeñas no migran como antes, causando un desequilibrio en el ecosistema. El urogallo, un ave típica de la Península Ibérica, está al borde de la extinción.
Los desechos plásticos siguen siendo una amenaza. La gran mayoría de los plásticos producidos son desechos a los cuatro años de uso. Muchos van a los mares, y al degradarse, se convierten en partículas de medio centímetro de diámetro, llamados microplásticos. Así, se unen al  plancton y los peces las confunden con alimento. 

Un informe del 2016 de la FAO ubica microplásticos en al menos 800 diferentes tipos de especies marinas. Causan la muerte de muchas criaturas. Es tan grave el problema que la Comisión Europea ha llegado a un acuerdo para prohibir en el 2021 los plásticos de un solo uso. 

El Sistema de Salud

El Sistema de Salud tiene una finalidad elevada, prevenir y devolver la salud a los ciudadanos. Lamentablemente, está fuertemente afectado por la filosofía de utilizar y desechar. Aunque la práctica busque el cuidado de la salud, no es sostenible.

Algunas posibles mejoras han sido señaladas por expertos y deben tomarse en cuenta:

  • Racionalizar los menús que se sirven a los pacientes y utilizar el sobrante en comedores sociales.
  • Utilizar el sistema de alquiler de equipos en lugar de comprarlos, esto permitiría mantener actualizada la tecnología.
  • Adoptar una filosofía circular daría como resultados un ahorro en los costes de la salud.
Las ventajas del Modelo Económico Circular son muchas, y hasta insospechadas, el modelo tradicional cumplió su función, y el progreso industrial y tecnológico lo atestigua. Sin embargo, llegó el momento de la optimización, y mirando la naturaleza y sus ciclos, entendemos la necesidad imperiosa de pasar a una economía circular, sostenible y ecológica.