Mucho se habla en la actualidad sobre el cambio climático, y todos los problemas que ese hecho conlleva, por otro lado, se habla también sobre la pérdida de la biodiversidad como un gran caos ecológico, pero la verdad es que ambos son realidades que deben ser consideradas por todos para todos.

Entonces la situación es que, entre el cambio climático o la pérdida de biodiversidad, ¿quién llegará primero?, nadie lo sabe porque pareciera que es una lucha de importancia, de poderes, de estatus, pero en realidad ambos escenarios van entrelazados y no se debe de anteponer uno sobre el otro.

En España, se están atacando cada una de estos grandes problemas por separado, con medidas, con campañas, con el empoderamiento de los ciudadanos, con normas, con fundaciones, ¿pero esto será suficiente para frenar esta bola de hielo?

Existen al menos miles de respuestas para ello, pero jamás habrá una respuesta correcta, hasta que se unan los esfuerzos, porque si bien, todas las condiciones están dadas para evitar el creciente deterioro del planeta, existen fuertes indicios de que seguimos en el camino incorrecto.

Las demandas energéticas, el aumento de la población y con ello la producción masiva de alimentos, la disputa indetenible de países por obtener el poder y a su vez el control de los recursos naturales y combustible fósil, supone la invisibilidad de lo que realmente sí debería tener importancia, vuestro hogar.

¿Cómo cuidar la tierra?

Colisión catastrófica

Y hogar no es precisamente la casa o el piso que pagamos mensualmente, vuestro hogar es La Tierra, ese espacio donde todos los días transitamos y te aseguro que nunca te has detenido a pensar o a sentir cuando talan miles de hectáreas de bosques, pero si sabes que sientes cuando en tu jardín se mueren aquellas hermosas plantas que tanto deseabas ¡pues te comento, es exactamente lo mismo!

El error es ver a La Tierra como algo externo y no como algo nuestro. En la actualidad existen frases como: «esta situación le compete al otro y no a mí», «¿si él no lo hace porque debería hacerlo yo?»

La situación en España, en Europa y en el mundo está tan grave que apenas existe «un plazo de 10 años para salvar la biodiversidad y que los ecosistemas más importantes dejen de ser funcionalmente viables».

Luego de la biodiversidad pueden imaginar cual es el próximo ser viviente que desaparecerá, si ese mismo que está leyendo este artículo, y si aún no te queda claro, eres TÚ, y si sigues inerte pensando que el conservar, el proteger y el ser sostenible no te compete, pues el gran mensaje de este 2020 no te llego.

Es lamentable saber que la mayoría de las personas no percibe la pérdida de la biodiversidad o el proceso del cambio climático en la falta de concienciación social al respecto, por lo que el reto aquí es aprender a transmitir la importancia de estos hechos y que se involucre activamente la ciudadanía. El momento es ahora no lo dejes pasar.