La Xunta de Galicia, por medio de su Consellería de Presidencia, Justicia y Turismo, ha dado a conocer que destinará 60 millones de euros para el fomento local de la economía circular y para el perfeccionamiento de la recogida separada como parte de la Estrategia gallega de biorresiduos y residuos municipales 2022-2023.

El anuncio ha estado a cargo del vicepresidente primero, Alfonso Rueda, quien además explicó en qué consistirá la iniciativa: «La materia orgánica en el contenedor marrón (los conocidos como biorresiduos); los desechos domésticos especiales; y los puntos verdes, también conocidos como puntos limpios. Todo esto, con el objetivo de dar un impulso definitivo a la instauración de la recogida separada de los distintos residuos, para su posterior clasificación y reciclaje».

En cuanto a los desechos de origen orgánico, ha expresado que la idea es que la colectividad se familiarice con el uso de los contenedores destinados a tales fines en un período no mayor de dos años.

A comienzos del año 2024, estos residuos de formarán parte de la economía circular para ser utilizados como fertilizante según las nuevas regulaciones de la Unión Europea.

Ayudas a los ayuntamientos de Galicia junto a la economía circular

Según Rueda, los ayuntamientos serán los encargados de decidir qué tratamientos tendrán los biorresiduos, ya sea el uso del contenedor marrón o las actividades de compostaje a nivel comunitario o individual. En cualquier caso, habrá incentivos para las administraciones con un importe superior a los 13 millones de euros.

Dentro del presupuesto también figura la optimización de plantas de transferencia en la región, como las de Cervo, Verín y Vilanova de Arousa, así como la de Cerceda, que ya se encuentra en funcionamiento. Otras 13 están en etapa de construcción con la finalidad de que cada ayuntamiento cuente con una de estas instalaciones a menos de 50 kilómetros.

En cuanto a otros tipos de residuos, al Gobierno concederá otros 2,2 millones de euros por concepto de ayudas a los ayuntamientos y demás entidades para dar cobertura a un 90 % en la gestión: «Se apoyarán mejoras como la recogida separada de aceites domésticos usados; las iniciativas de recogida de residuos textiles; o la compra de puntos verdes móviles para completar los puntos verdes existentes».