El Gobierno de las Islas Baleares, a través de su Consell, ha ampliado la convocatoria pública de subvenciones para la instalación de nuevas estaciones de recarga semirrápidas para coches eléctricos, como parte de sus medidas para favorecer el turismo sostenible, la transición energética y en el marco del impuesto sobre estancias turísticas.

En tal sentido, el crédito inicial de 6 millones de euros provenientes del presupuesto de la Comunitat Autónoma de les Illes Balears presentará un incremento de 2.900.000 de euros para el año 2022, mientras que para 2023 se verá aumentado en unos 1.3 millones de euros.

El monto total ascenderá a unos 10.400.000 millones, que se destinarán durante los años 2021 (3.000.000), 2022 (5.900.000) y 2023 (1.300.000). De esta manera, buscan dar un impulso vital a la electrificación del transporte como parte de un modelo económico sostenible, que permitirá una reducción de las emisiones de carbono a la atmósfera mediante la sustitución de los motores de combustión y el consecuente ahorro de combustible fósil.

Desde el Govern, han indicado que las Islas Baleares son un territorio ideal para promover el uso de vehículos eléctricos, gracias a sus características geográficas, donde las distancias suelen ser cortas, lo que a su vez permite una optimización de los recursos, y a su atractivo turístico.

La transición energética como ayuda para las pymes

Asimismo, se han concedido ayudas de hasta 1.5 millones de euros en función de las acciones de eficiencia energética para la pequeña y mediana empresa, así como para la gran empresa industrial. Estas serán gestionadas a través de la Consejería de Transición Energética, Sectores Productivos y Memoria Democrática para las autorizaciones.

Se trata de un presupuesto para los próximos cuatro años: 200.000 euros para 2022, 800.000 para 2023, 300.000 para 2024 y 204.408 para 2025. Estas ayudas contarán también con el financiamiento del Fondo Europeo de Desarrollo Regional (Federo), en el marco del  Programa Operativo Plurirregional de España 2014-2020. Sostienen que en caso de agotarse los fondos, se resolverán con cargo al año siguiente.

Además, han considerado publicar una nuevas convocatoria para las subvenciones a la eficiencia energética con el fin de ampliar el período de vigencia del programa, toda vez que, de acuerdo con el Real decreto 440/2021 del pasado 21 de junio, que a su vez modificaba el de 2019, la fecha tope es el 30 de junio de 2023.